Para echar un cable

domingo, noviembre 16, 2008

Playa y "onsen" en Shirahama

Nuestro verdadero contacto con el Japón más profundo y alejado de las rutas turísticas para extranjeros tuvo lugar en Shirahama, una ciudad costera, bañada por el Pacífico en la que también se puede uno relajar en alguno de los numerosos "onsen" que allí se pueden encontrar. Probablemente más de uno se esté preguntando qué rayos es un "onsen" o lo haya escrito ya en la barra de google. Una de las actividades más extendidas en Japón son los baños termales y supone toda una experiencia. Uno se desnuda en el vestuario y, con una pequeña toalla que sólo se usa para la frente, se mete en el agua tal y como Dios le trajo al mundo en compañía de otros bañistas. En estos spas naturales, por supuesto, el agua puede variar de caliente a insoportable pero es obligado probarlo.


Shirajama es, sin duda, una ciudad pintoresca, que se nutre esencialmente de turismo local gracias a sus indudables cualidades y habitada por unos personajes excepcionales: desde el alemán residente con su puesto de pulseras y colgantes, a la familia japonesa "italófila" que regenta el Guinnes, un bar donde se puede comer estilo italiano y, por supuesto, beberse unas cuantas cervezas; y, por supuesto, el viejo Katsuya, dueño del "mitshuya", el "bed & breakfast" japonés donde nos alojamos. Un tipo curioso, risueño y alegre, generoso y atento con el huesped. En nuestro caso, no sólo nos recogió y devolvió a la estación de tren sino que nos prestó unas bicicletas para que pudiéramos recorrer la zona en condiciones. Y no podemos olvidar al dueño de aquel "onsen" cuyo nombre no recuerdo ya que, sin hablar palabra de otro idioma que no fuera el suyo, nos cantaba canciones en italiano plenamente convencido de que lo hacía en español.

No obstante, la vuelta a la carga del mosquito tigre que encontró a unas pulgas como aliadas, hacen que tengamos un recuerdo agridulce del destino... Si algún día pasan por la ciudad, no olviden las espirales que venden en Coronel Tapioca, además de cubrirse y embadurnarse bien con el Relec.


Shirahama: 24 y 25 Agosto

No hay comentarios: